SciELO - Scientific Electronic Library Online

 
vol.5 número10Do Céu aos Céus: Rui MacedoEsferas Suspensas, entrevista a Rui Chafes índice de autoresíndice de assuntospesquisa de artigos
Home Pagelista alfabética de periódicos  

Serviços Personalizados

Journal

Artigo

Indicadores

Links relacionados

  • Não possue artigos similaresSimilares em SciELO

Compartilhar


Revista :Estúdio

versão impressa ISSN 1647-6158

Estúdio vol.5 no.10 Lisboa dez. 2014

 

DOSSIER: ARTIGOS ORIGINAIS POR AUTORES CONVIDADOS

DOSSIER: INVITED ORIGINAL ARTICLES

La imagen sincrética: los emblemas visuales de la pintura de Ferran García Sevilla

The Syncretic Image. The Visual Emblems of the Painting by Ferran García Sevilla

 

Joaquín Escuder Viruete*

*Par académico da Estúdio. Espanha, Artista visual y profesor universitario. Licenciado en Bellas Artes por la universidad de Barcelona (UB), Doctor en Bellas Artes por la universidad Politécnica de Valencia (UPV), Espanha.

AFILIAÇÃO: Universidad de Zaragoza (UZ), Facultad de Ciencias Sociales y Humanas, Grado de Bellas Artes, C/ Ciudad Escolar, s/n 44003 Teruel, Espanha.

 

Endereço para correspondência

 

RESUMEN:

Desde sus inicios, el pintor español Ferran García Sevilla muestra un estilo ecléctico, mediante una arrolladora acción de pintar este se sirve de una vertiginosa amalgama de imágenes de intrincada iconografía. En este artículo se muestra cómo un sinfín de elementos gráficos, signos y símbolos mágicos de diversas culturas, tanto arcaicas como contemporáneas, sirven al artista para explicar un mundo múltiple y relacionable.

Palabras-clave: Pictografías / cromatismo / eclecticismo / fusión / intertextualidad.

 

ABSTRACT

Since its inception, the Spanish painter Ferran García Sevilla shows an eclectic style, by an overwhelming act of painting where he uses an endless set of images of intricate iconography. This article shows how infinite these graphic elements, signs and magic symbols, from diverse cultures, both archaic and contemporary, serve the artist to express a multiple world.

Keywords: Pictographs / chromatism / eclecticism / fusion / intertextuality.

 

Energías de fusión y pulsión

En este texto trato de presentar la huella de lo sagrado en el trabajo del pintor español Ferran García Sevilla (Palma de Mallorca, 1949). De presencia internacional, en su trayectoria figura la participación en la XLII Bienal de Venecia y en la Documenta V de Kassel. El artista se inicia desde el arte conceptual en la década de los setenta para desembocar en la pintura, práctica entendida como territorio de reflexión y proyección de un discurso desde un continuo ensayo sobre el propio medio. El autor parte de la base de unas redefiniciones de modelos para establecer una mirada sobre la naturaleza de las cosas, el límite del pensamiento.

Siguiendo las mismas propuestas de otros artistas contemporáneos, en este replanteamiento de conceptos establecidos, y desde la pintura reconsiderada, Ferran García Sevilla dirige la mirada no solo a las vanguardias del pasado sino a otras culturas, en concreto a la India y norte de África, donde sus manifestaciones artísticas tienen un trasfondo religioso, tanto en un ámbito culto como popular, culturas que ayudan al artista a elaborar un discurso ecléctico desde la transversalidad.

Por otra parte se ha llegado a encuadrar al pintor en las tendencias neoexpresionistas de los ochenta, que mantienen afinidades con el primitivismo y el, sin embargo en Ferran García Sevilla estas referencias no se derivan del ámbito urbano, ni centroeuropeo, sino de elementos mediterráneos y orientales, y sobre todo de la obra de artistas precedentes, de su entorno geográfico: Joan Miró, Antoni Tàpies y Joan Ponç (recordar de este último su etapa brasileña); rico acervo que lo conecta con el mundo de los signos, Dadá, el surrealismo, la magia, la iconografía de los bestiarios medievales y el arte popular. El resultado es una obra pictórica que posee una poderosa carga gráfica, un cromatismo rico y una gestualidad de fuerte impacto visual y vital. Además los elementos subyacentes religiosos, resultado de una actitud fusionadora de culturas, aparecen en su variado universo de imágenes simbólicas, diagramas mentales, formas ceremoniales (Figura 1, Figura 2 y Figura 3). Al mismo tiempo el artista es consciente no solo del poder de la imagen (Freedberg, 1992), los signos, la cualidad emblemática, sino de la pulsión del acto de pintar, derivada de un estado de conciencia, como de un , a modo de culto extático que le otorga la libertad de proceder, del no saber, del sistema sin sistema (Rawson, 1992).

 

 

 

 

 

 

 

1. Entre dioses y demonios

Con la serie, precisamente titulada, [Dioses] García Sevilla se afianza en la práctica pictórica a comienzos de la década de los ochenta. La serie, elaborada en blanco y negro, consta de más de cincuenta obras de factura expresionista, que representan otras tantas divinidades paganas, metamórficas según los intereses del artista, a través de la iconografía procedente de varias culturas, religiones y prácticas. Esto es, el mito abordado desde la subjetividad, la ironía, todo desde un posicionamiento radical y escéptico. Desde aquí el artista iniciará un sistema de imágenes complejas, contradictorias, sarcásticas, que van de lo íntimo a lo político; actitudes y ámbitos ya presentes desde su integración en los circuitos conceptuales barceloneses en los setenta, y que han continuado hasta etapas recientes de su evolución. Sin embargo la característica perenne que se aprecia en la temática de su trabajo se articula en un sistema de imágenes (Rodríguez de la Flor, 1995 y Sebastián, 1995).

Ya en sus primeras "deidades" el artista manifiesta una primera referencia sobre temas y objetos de su interés obsesivo: el sexo, la muerte y la violencia, desde una ironía plagada de referencias lingüísticas. No obstante, los verdaderos estímulos del artista son los mitos que relacionan las acciones de su existencia. Se trata de una obra de naturaleza autobiográfica, autorreflexiva, desde la que proyecta una inmensa mitología personal para explicar, o interrogar, la fractura e inestabilidad del mundo cambiante contemporáneo. Para esto el autor superpone la historia, la transformación de las cosas, y mediante la síntesis de elementos heterodoxos fusiona imágenes en diferentes grados de iconicidad. Un inmenso depósito de imágenes emblemáticas extraídas de variadas fuentes: anuncios de TV, prensa, cómic, incisos humorísticos, historia del arte, arqueología, ilustraciones científicas, arquitectura, simbolismo, sondeos de la propia vida, compromisos ideológicos, etc. Fuentes a las que se añade el diálogo con otras culturas, no europeas, las cuales a pesar de considerárselas en los últimos siglos de exóticas, primitivas (también inquietantes, peligrosas, eróticas), su incidencia en el arte de nuestro tiempo es palmaria. Y ahí es donde el artista en esta apropiación recibe la influencia de elementos del "arte religioso" de culturas marginales en un intento, tal vez, de contradecir la posmodernidad.

 

2. Entre jeroglíficos y pictografías

Al discurso de García Sevilla siempre le ha caracterizado estar libre de ataduras y convencionalismos, campo abierto donde temas, ideas, procedimientos y procesos de trabajo tienen el mismo protagonismo formando una trama de relaciones compleja. El pintor acumula capas de historia y "caza" de todas las culturas, fuentes, soportes, épocas, en clara reacción a la tendencia de nuestro tiempo de otorgar valor a lo nuevo. En consecuencia de este afán integrador, en sus obras se sirve de la yuxtaposición de diferentes códigos gráficos, donde flujos de ideas siguen su vida o fluyen con ella. Su taller actúa como un banco de imágenes, de la curiosidad obsesiva por los signos del mundo.

A esto último cabe mencionar al artista como personaje y a su método de trabajo de forma indisoluble. García Sevilla esun anárquico, subversivo, provocador, carácter que se traduce en una actividad creadora a impulsos rítmicos, en medio de una sensación de actividad continua, en la urgencia en representar gráficamente la emoción. El resultado muestra verdaderas explosiones en el gesto, de poderosa energía expresionista, relacionada con la obra de Penck, Baselitz o Cucchi. Ya no se trata de representar una experiencia, la acción de pintar constituye en sí una experiencia.

De sus periplos por la India y el Magreb García Sevilla se nutre de imágenes simbólicas que incorpora en sus obras en un nuevo uso y mestizaje. Un catálogo de signos arcaicos y universales que flotan dentro y fuera de la memoria de la humanidad y que son portadores de interconexiones. En la obra del artista esta imaginería funciona como un conjunto de jeroglíficos, como si de un sistema del Barroco se tratara. Aquí se produce una mezcla de códigos simbólicos, de naturaleza mágica y religiosa, aunque descontextualizados del ritual original, subvertidos en un viaje de vuelta al ritual personal. Por otra parte García Sevilla no es ni racional ni formalista, ni se plantea la dicotomía figuración-abstracción, coexisten dos caras en los emblemas visuales de sus obras, algunas son escenografías complejas, agresivas y otras muestran un sintetismo de una extraordinaria economía de medios.

 

3. Cosmografías tejidas

El discurso de García Sevilla siempre se ha caracterizado por estar libre de ataduras y en su obra de la última década ha logrado que se identifiquen sus obras, eso es así aunque vire su trabajo hacia una forma de abstracción. A pesar de sus goteos y puntuaciones, siempre hay algo que lo conecta hacia sus primeros trabajos a comienzos de los ochenta, y nunca ha dejado su impronta transgresora a pesar del cariz enigmático de sus trabajos recientes. Formalmente las obras de sus últimas exposiciones individuales reproducen marañas de pintura arrojada, intervenciones sobre el soporte reducidas a elementos básicos lineales: curvas catenarias, regueros, rastros, sin la intención de ocultar nada.

La transformación de las formas naturales en siluetas muestra la eficacia de la línea, que como tal no existe en la naturaleza, su contundencia y expresividad hace que cobre vida en los diagramas de meditación de las religiones antiguas. Es el origen de la abstracción primitiva, ajena a la tradición del arte occidental. La influencia del vocabulario básico de los signos propios de estas culturas, de sorprendente variedad de combinaciones lineales, ha derivado a García Sevilla hacia un arte más , de naturaleza análoga a los tejidos bereberes. Sin la rigidez de la retícula ortogonal, líneas y puntuaciones evocan cosmografías en clara alusión al cielo nocturno. Imágenes primarias que proceden de signos universales de religión que el artista traduce a intuiciones espirituales en términos universales. Porque lo que busca es la forma de una presencia interior. Son obras que funcionan como de , símbolos tántricos de unidad cósmica.

El destino reciente de García Sevilla es como el de Idriss, el joven bereber, protagonista de la novela del francés Michel Tournier (Tournier, 2003), escritor que, como García Sevilla, da vida a los mitos más antiguos en el mundo moderno. Tal vez el artista, desengañado por el infortunio de la banalización de la imagen, busca el sosiego y la independencia en el signo, como Idriss en la caligrafía, para curarse de los maleficios de la imagen.

 

Conclusión

En definitiva, la Globalización es el resultado del acercamiento cada vez mayor entre Este y Oeste, ello ha favorecido el vínculo y las apropiaciones de los artistas, como Ferran García Sevilla, que nos trasmite de manera innovadora y provocadora, formas artísticas hibridadas que, para ampliar su mitología personal, mediante un discurso excéntrico, que se sirve de signos universales religiosos, imágenes primarias, para establecer complejos emblemas visuales de un mundo mágico, matérico y simbólico; referencias cruzadas para formalizar por qué pensamos lo que pensamos.

 

Referências

AAVV (2010). Ferran Garcia Sevilla. Dublin: Karen Sweeney; Irish Museum of Modern Art. ISBN:1907020381, 9781907020384 [Catálogo de la exposición en el Irish Museum of Modern Art, Dublin y en el Patio Herreriano, Museo de Arte Contemporaneo Español, Valladolid]

AAVV (2002) . Ferran Garcia Sevilla. Barcelona: Polígrafa. ISBN: 978-84-343-0972-2, EAN: 9788434309722        [ Links ]

AAVV (1989). Ferran Garcia Sevilla. Barcelona: Departament de Cultura de la Generalitat de Catalunya. [Catálogo de la exposición en el Centre d'Art Santa Mònica, Barcelona]         [ Links ]

Freedberg, David (1992) El poder de las imagenes/estudios sobre la historia y la teoria de la respuetsta Madrid: Cátedra. ISBN: 84-376 1060-5        [ Links ]

Graves, Robert (1993). La diosa blanca: gramática histórica del mito poético Madrid: Alianza. ISBN: 84-206-1948-5        [ Links ]

Rawson, Philip (1992). El arte del tantra. Barcelona; Londres: Destino; Thames and Hudson. ISBN: 84-233-2093-6        [ Links ]

Rodríguez de la Flor, Fernando (1995) Emblemas. Madrid: Alianza Editorial. ISBN: 84-206-7132-0        [ Links ]

Sebastián, Santiago (1995). Emblemática E Historia Del Arte. Madrid: Cátedra. ISBN:84-376-1355-8        [ Links ]

Tournier, Michel (2003). La gota de oro. Madrid: Alfaguara. ISBN: 84-204-2477-3        [ Links ]

 

Artigo completo recebido a 7 de setembro e aprovado a 23 de setembro de 2014

 

Endereço para correspondência

 

Correio eletrónico: escuder@unizar.es

Creative Commons License Todo o conteúdo deste periódico, exceto onde está identificado, está licenciado sob uma Licença Creative Commons